31stDic

Un nuevo año para construir en familia


“Tener un lugar a donde ir, se llama hogar. Tener personas a quien amar, se llama familia, y tener ambas se llama Bendición.”

Papa Francisco/Sobre la familia

En vísperas del año nuevo, el Banco de Alimentos de Bogotá invita a todas  las personas a hablar en un lenguaje de unión y solidaridad, para así entender que como humanos somos familia y necesitamos del otro para poder vivir. El Programa Tejiendo Comunidad del Banco de Alimentos de Bogotá, este año nos invitó a reflexionar sobre el papel de la familia en la construcción de sociedad y marcó un punto de partida, para que en el 2018 preservemos la intención de cuidar nuestra familia, como núcleo fundamental para construir sociedad.

El Programa Tejiendo Comunidad interviene con la familia, porque nosotros desde el Banco de Alimentos tenemos el objetivo de recatar el valor de sentarse en la mesa. A través de la entrega de un paquete alimentario y un ciclo de formación en el que unimos a las familias y las concientizamos del valor de sentarse en la mesa. Juanita Ramírez, trabajadora social del Banco de Alimentos de Bogotá y coordinadora del programa; describió la importancia de la familia en el ámbito social:

“La familia es el centro de la sociedad, de allí salen los buenos individuos y siento que si alguien no tiene una buena formación de casa, vamos a encontrar seres humanos sin valores, que no le aportan nada bueno a la sociedad. Por esto, vemos diariamente tantas familias desintegradas y un mundo en el que se permite todo”, resaltó Ramírez.

El estudio Mapa Mundial de la Familia, realizado por entidades como Child Trends, Social Trends Institute y ocho universidades del mundo, en las que intervino la Universidad de la Sabana, reflejó que para el año 2014  el 55% de los niños del país viven con adultos diferentes a sus padres, llevándolos a ser vulnerables a la violencia y otras problemáticas sociales. El 11% de los niños viven sin sus padres y el 19% de los matrimonios se divorcian.  Para este año, los datos no varían, aún la familia es epicentro de conflicto y es por esto, que el Banco de Alimentos de Bogotá hace un llamado a todas las personas para repensar el papel de la familia en la sociedad y empezar a trabajar en comunión, buscando que este nuevo año la solidaridad y el vínculo con el otro crezca.

#JuntosContraElHambre