21stSep

Tejiendo Comunidad: Construyendo Programas Sociales Sostenibles


En esta ocasión el Ciclo de Formación del Programa Tejiendo Comunidad brindó la oportunidad a los líderes de las organizaciones beneficiarias del Banco de Alimentos de Bogotá de comprender la importancia que tiene construir programas sociales sostenibles y compartir sus experiencias con los demás. 

foto principal (1)

El encuentro inició con una reflexión sobre el comportamiento que hemos adoptado ante la situación de los venezolanos que migran a Colombia en busca de oportunidades, creando un diálogo dirigido hacia el servicio que muchas de las organizaciones beneficiarias del Banco de Alimentos de Bogotá deben seguir fortaleciendo. Por otra parte, quienes lideraron el encuentro fueron Kelly Mora y Diana Suárez, dos estudiantes de psicología de la Fundación Universitaria San Mateo que definen a los programas sociales como procesos permanentes e integrales. Durante la ponencia Diana Suárez describió las causas del fracaso de los programas sociales de la siguiente manera: “Algunos programas sociales fracasan por no involucrar a sus participantes, como también la falta de fortalecimiento en recursos y personas que trabajen en ellos”.

fotografía 1

Por otro lado, el evento se convirtió en una oportunidad para que muchas de las organizaciones que participaron mostraran uno de sus programas sociales.  La Parroquia María Madre Admirable presentó un programa que permite utilizar las telas quirúrgicas, retazos de ropa y plástico para crear bolsas ecológicas que favorezcan con mejorar el medio ambiente. De la misma manera,  la Parroquia San Javier presentó su programa de talleres para jóvenes y adultos en busca de formar una comunidad en paz. Las experiencias fueron de diversa naturaleza y permitieron abrir el espacio para que todas las organizaciones pudieran compartir el ejercicio social que vienen construyendo desde  hace un tiempo con el apoyo del Banco de Alimentos de Bogotá.

Piedad Gómez, integrante de la organización Parroquia San Javier agradeció al Banco de Alimentos de Bogotá por brindar la oportunidad de mostrar los procesos que se realizan desde las organizaciones beneficiarias: “Sentí que estaba compartiendo una experiencia de la que los demás aprendieron. Al Banco de Alimentos de Bogotá le envío mil gracias, no solamente por los recursos que nos ha suministrado, sino que la capacitación es todo, pues para crecer hay que capacitarse y el Banco de Alimentos de Bogotá nos ha permitido formarnos”, argumentó.

fotografía 4

Finalizando el evento, María Eugenia Cruz una de las integrantes y fundadoras de la “Fundación Mujer, sigue mis pasos” tuvo la oportunidad de compartir ante las otras organizaciones su historia de vida y la misión de su organización social, que bajo el lema ¡Somos defensoras de los Derechos, somos defensoras de la paz!, ha logrado ayudar a más de 800 mujeres en Colombia.

 Sin duda alguna la labor de “Maru” como la llaman los más allegados, ha permitido que los asistentes al  evento se plantearan una reflexión importante en contra del machismo en Colombia y el papel que tiene la mujer en la sociedad. María Eugeniacompartió su punto de vista sobre la jornada de capacitación y el trabajo que se hace día a día desde su organización:

“Yo creo que es una gran oportunidad que nos ofrece el Banco de Alimentos de Bogotá, porque por un lado nos ofrece la oportunidad de hacer visible el trabajo que hacemos y por otra parte compartir esta dura realidad que vivimos algunas mujeres, si no unimos esfuerzos y si no hablamos en estos espacios, nuestra labor se hace mucho más difícil.  Siento que la gente recibió mi testimonio con mucho respeto, vi personas muy conmovidas y conscientes de esta dura realidad. De hecho al terminar se me acercaron varias personas a decirme “necesito hablar contigo”, “eres valiente”, “eres fuerte”, “te felicito” y eso casi siempre me sucede cuando hablamos de mi historia. La apuesta más grande de mi fundación es prevenir la violencia sexual y en la medida que vamos tejiendo comunidad lo lograremos”.

¡Síguenos y dale me gusta!